17.5 C
San Luis

Block title

sábado, diciembre 2, 2023
InicioEspectaculoMurió Chico Novarro, uno de los grandes compositores de boleros y canciones...

Murió Chico Novarro, uno de los grandes compositores de boleros y canciones románticas

El exitoso y querido cantautor argentino falleció en la mañana del viernes, según informó su hijo en redes sociales. Tenía 89 años.

Chico Novarro, nombre artístico de Bernardo Mitnik, murió hoy viernes a los 89 años. La noticia la dio su hijo Pablo Novak en las redes sociales.

El famoso cantautor argentino tenía una larga y exitosa carrera en el mundo de la música. Su fama inicial se dio cuando integró el elenco del Club del Clan, desarrollando luego una exitosa carrera como cantante solista y compositor, con hits que incluso grabó Luis Miguel.

Algunos títulos suyos son Algo contigo, Cómo, Carta de un león a otro y Cuenta conmigo, además de canciones más rítmicas como El orangután y la orangutana o El camaleón.

El tweet de Pablo Novak, hijo de Chico NovarroEl tweet de Pablo Novak, hijo de Chico Novarro

Chico Novarro marcó una época en la música popular y supo transitar géneros como el jazz, el bolero, la canción y el tango.​ 

Estuvo casado dos veces, con Nora Olivares y luego con Cristina Dalessandro. Fue padre de cuatro hijos: Pablo Novak, Julieta Novarro, Marcela Mitnik y Carolina Mitnik.

Chico Novarro con su hijo Pablo Novak.Chico Novarro con su hijo Pablo Novak.

Los comienzos de su carrera

Su pasión por la música ya estaba presente en su infancia, cuando se pasaba las tardes cantando tangos en la puerta de su casa, ayudado por un cancionero. Ya adolescente, se sentó en la batería para hacer jazz, primero con amigos y luego de manera profesional.

“Tuve la suerte -contó- de que en un momento dado me dije: ‘Tengo que estudiar música’. Fue al tiempo de estar en Córdoba, adonde nos mudamos desde Santa Fe por mi asma. Ahí largué todo y me hice músico. Comencé con la batería, y a estudiar con un músico veneciano con toda la influencia del trompetista Dizzy Gillespie. Con unos amigos empezábamos a tocar jazz y estábamos muy en la onda bebop. Gracias a todo este estudio escribía mis arreglos”.

Tras una fallida llegada a Buenos Aires vivió en Chile y en Colombia, donde abrevó de primera mano en los ritmos latinos. Finalmente, en 1961 se radicó en Buenos Aires; tocó en los Swing Timers con el ‘Negro’ González, Mauricio Percán y Jorge Navarro, tres leyendas del jazz. Pero la televisión lo sacó de ese ambiente fuertemente bohemio para llevarlo a la música popular y ponerlo en sintonía con los nuevos tiempos.

Chico Novarro en El Club del Clan, junto a Raul Lavié, Johnny Tedesco, Violeta Rivas y Niky Jones, en los años '60.Chico Novarro en El Club del Clan, junto a Raul Lavié, Johnny Tedesco, Violeta Rivas y Niky Jones, en los años ’60.

Su fama inicial se dio cuando integró el elenco del programa televisivo El Club del Clan (1962-1964),de donde salieron otros exitosos artistas, como Palito Ortega, Violeta Rivas, Raúl Lavié y Johnny Tedesco. Luego desarrolló una gran carrera como cantante solista y compositor en muchos estilos musicales.

Chico reconoció que entró en la televisión para divertirse. “La propuesta de El Club del Clan era para pasarla bien, cantar y bailar, pero admito que me daba algo de vergüenza aparecer bailando cumbia y cantando al mismo tiempo. Recuerdo que un día Gato Barbieri me preguntó si era yo el que aparecía bailando en la televisión, y le dije que Chico Novarro era mi hermano, porque en el mundo del jazz todos me conocían como Miki. Con los Barbieri (se refiere a Gato y a su hermano, el trompetista Rubén) toqué la batería en la película El perseguidor, donde aparecía con anteojos negros y un aire bien de Nueva York”.

Chico Novarro en 1965.Chico Novarro en 1965.

Escribió casi seiscientas canciones, obras de teatro y música para shows y películas. También fue actor e hizo varias películas, algunas con los destacados cómicos Jorge Porcel y Alberto Olmedo.

“Me siento reconocido como compositor”, afirmó este gran músico nacido en Santa Fe, cuando fue entrevistado hace pocos años por Clarín, a raíz de un homenaje que se le realizó en el CCK junto a Julia Zenko, Dany Martin y Néstor Fabián, cuando cumplió 85 años

Chico Novarro con Marty Cosens en 1969, en el programa television "Tropicana club".Chico Novarro con Marty Cosens en 1969, en el programa television “Tropicana club”.

Cálido y bromista, Novarro agregó: “Veo que la gente está reconociendo mi trabajo en todos los estilos que recorrí. Me pone muy contento y siento que recién ahora ocurre. Hace muchos años era El orangután, Un sombrero de paja y el Club del Clan; después vino Carta de un león a otro, que marcó una diferencia como compositor, y empezaron a verme de otro modo. Luego vino una etapa romántica con boleros a los que siempre le sumé mis influencias jazzísticas”, señala el cantante.

Más hitos

A principios de los ’70, su encuentro con Eladia Blázquez fue decisivo para su carrera. “Eladia me dio una vuelta de tuerca para que escribiese tango. Me convenció para que lo hiciera. Ella me empujaba a hacerlo, y yo le decía: ‘Me gusta el tango, me gusta cantarlo, pero escribir… Es muy difícil’. Pero después hice un dúo con Rubén Juárez, un músico de un talento gigantesco”, contó.

Chico Novarro con Eladia Blazquez, una suerte de mentora suya en el mundo del tango.Chico Novarro con Eladia Blazquez, una suerte de mentora suya en el mundo del tango.

En los años ’80, Juan Carlos Baglietto popularizó su tema Carta de un león a otro y lo hizo conocido en el mundo del rock argentino en pleno boom post-Malvinas. Más adelante, Vicentico regrabó Algo contigo.

A fines de los años ’80 estrenó el espectáculo Arráncame la vida, junto a Andrea Tenuta, que fue un éxito en boleterías y reinstaló su repertorio romántico para una nueva generación de fans. Luego lo reeditó con otras cantantes, como Silvana Di Lorenzo, siempre con gran repercusión.

Chico Novarro y Andrea Tenuta en "Arráncame la vida".Chico Novarro y Andrea Tenuta en “Arráncame la vida”.

El cantante se reconocía como un agradecido de carrera. “Tuve suerte y me divertí mucho”, admitió Novarro, que recordó también sus primeros años en Buenos Aires. “Había mucha música, era increíble. Me acuerdo que los músicos cruzábamos las calle Corrientes o Florida, con pantalón blanco, saco de color y el instrumento en la mano, para hacer doblete en los diferentes locales. Había música en todos lados. Recuerdo la confitería Cupper Kettle, en Lavalle, con los Swing Timers. Trabajábamos pero nos divertíamos todo el tiempo. A mi reemplazó Eduardo Casalla, un gran baterista”, añade.

NOTICIAS RELACIONADAS

MAS LEIDAS